El valor de Los Vínculos Escolares

Emile Durkheim sostiene que la escuela es una “sociedad en pequeño”.
Por tal premisa, se manifiestan en ella todo lo que pasa fuera de ella. En este último tiempo, la violencia entre estudiantes ha ganado la primera plana de nuestra atención en diversos medios masivos de comunicación.
Es una realidad presente en las escuelas y en las aulas que debemos erradicar con normas claras, educación democrática, diálogo y perseverancia.
Al fortalecer los vínculos, estamos generando lazos saludables dentro de la convivencia escolar, porque el ser humano se reconoce como sujeto en la medida en que empieza a ser reconocido por otros (en una primera instancia será su familia y, luego, su grupo de compañeros/as y maestros/as).
Dentro de la institución escolar encontramos una amplia gama de vínculos: docente – estudiantes, estudiantes – estudiantes, docente – docente, docentes – directivos, docentes – familia.
CONDICIONES NECESARIAS
Podemos decir que un vínculo escolar saludable es aquel en el que se presentan estas condiciones:
Receptividad y apertura: significa querer conocer al otro, estar dispuesto a aceptarlo y respetar su intimidad evitando la invasión de las partes.
Reciprocidad: significa aportar y colaborar para que este vínculo se construya. No ser un mero espectador. Generar y permitir que exista un feedback (un ida y vuelta en cuanto a emociones, sentimientos, acciones).
Compromiso: significa la toma de conciencia de que los vínculos necesitan, la responsabilidad de las partes.
Confianza: significa el estar seguro de que podemos contar con el otro u otra.
Afectividad: significa la carga emocional que traen consigo los vínculos que se prolongan en el tiempo.

PARA SABER
La palabra “vínculo” la podemos definir como la unión, la ligazón, la relación y la atadura de una persona (o cosa) hacia otra persona o cosa. Cuando se trata de vínculos entre personas, entran en juego los sentimientos, las emociones, el bagaje cultural, la experiencia y la edad, entre otros factores intervinientes. Muchos investigadores definen a la palabra como “la unión o la ligazón invisible que existe entre dos o más personas”. Algunos ejemplos pueden ser el vínculo materno, el vínculo docente – estudiantes o los vínculos dentro de un grupo de pertenencia. Existen vínculos sanos que generan el crecimiento y el bienestar de las personas involucradas y vínculos nocivos o enfermos que ocasionan hostigamiento, falta de autoestima, inseguridad o dependencia de una o de ambas partes.

El fracaso escolar como consecuencia de vínculos escolares nocivos
Cuando un estudiante no puede entablar vínculos sanos, entra en un circuito que perjudica su aprendizaje académico.
Esto es un fenómeno que ha existido siempre dentro de las escuelas. En la actualidad, lo podemos analizar desde otro paradigma, pudiendo intervenir sobre la problemática.
El no sentirse parte de un grupo, el acoso y el hostigamiento generan malestar y trabas en el proceso de enseñanza y aprendizaje. El docente, acompañado de los directivos, del equipo de orientación escolar y de las familias, debe poder detectar estos casos, en lo posible, a tiempo, para garantizar el derecho de aprender en un ambiente justo.
Relación pedagógica DOCENTE – ESTUDIANTE
El niño necesita ser reconocido, ser escuchado, ser motivado, ser tenido en cuenta para tener ganas de “estar en la escuela”. Este “estar” debe ser auténtico. Las normas deben ser claras para poder incluir en esta relación los saberes y contenidos académicos.
El estudiante no debe ocupar un rol pasivo sino todo lo contrario: debe activar sus saberes y capacidades para aprender.
Relación ESTUDIANTE – ESTUDIANTE
Debe estar basada en el respeto mutuo, la tolerancia y el crecimiento de quienes intervienen.Está sujeta a cambios y los niños deben ser capaces de adaptarse a ellos.
Queda claro que no solo se aprende del docente: los propios compañeros pueden generar movilizaciones de estructuras que ayudan a otros a construir el conocimiento.

 

También puede interesarte

Comparte... Share on FacebookShare on Google+Share on LinkedInPin on PinterestShare on StumbleUponTweet about this on TwitterEmail this to someone
Esta entrada fue publicada en Blog, Global y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *